Preocupa a la Iglesia Evangélica aumento de la violencia intrafamiliar: Guillermo Trujillo.

 

Irineo Pérez Melo.- El coronavirus ha causado serios estragos entre la grey evangélica, al contabilizarse en la entidad 5 pastores fallecidos y 20 más contagiados. A nivel nacional se tienen 50 fallecidos y 100 contagiados, y un gran número de feligreses afectados por el COVID-19.

Esto lo  informó Guillermo Trujillo Álvarez, presidente de la Red Evangélica del Estado de Veracruz, quien hizo un llamado a la sociedad en general a no relajarse y tomar muy en serio este asunto de la pandemia al enfrentarse una situación muy grave y que no es momento de confiarse.

En conferencia de prensa, en donde respaldo la medida del gobierno estatal de cerrar los centros de las principales ciudades de la entidad y restringir la actividad comercial para evitar mayores contagios del coronavirus, el evangélico admitió que mucha gente tiene que salir a obtener sus recursos para su sobrevivencia, “pero que lo haga con mucho cuidado y que tomen sus medidas precautorias”.

De igual manera, extendió el llamado a las autoridades gubernamentales a que tampoco se relajen con las restricciones, porque es para el bien de los ciudadanos y nos conviene a todos acatar la orden.

“Por esta confusión que hay, inclusive, a nivel federal, estatal y municipal, creo que es importante que le demos prioridad a la autoridad local. Creo que es importante que le demos y le hagamos caso a la autoridad local que son los que están más cerca y saben de estos asuntos. Yo les pido a toda la sociedad a que no se confíen”, añadió.

 

Preocupante aumento de la violencia intrafamiliar en un 30%

Por otro lado, manifestó su preocupación por el aumento de la violencia intrafamiliar que se ha resentido en este periodo de confinamiento, al registrarse un 30% de incremento, en donde los más lastimados son las mujeres, esposas e hijos.

“Yo creo que en esto debemos los padres de familia, los que conviven a diarios, deben darse un momento, y ese es el llamado que hacemos, de diálogo, de oración juntos, de juegos juntos, por qué no, de tener su privacidad aparte; pero darse un tiempo de meditación y sí, yo no diría de contar hasta 10, sino contar hasta 100 antes de usar la violencia, que se calmen los ánimos”, abundó.

En ese tenor, dijo que sí el coronavirus nos está causando mucho daño en la sociedad, que no cause daño a la familia la violencia que pueda presentarse en su seno.

“Lo menos que podamos arriesgar a nuestros hijos, a nuestras familias, todos estamos viviendo de alguna manera un poco de violencia en casa, porque hoy estamos conviviendo al 100% con la familia, con los hijos, el esposo con la esposa, pero si contemos hasta 100, que tengamos nuestro momento de oración, de meditación, porque en realidad no puede permitir que el virus nos siga dañando más”, concluyó.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here