Cada quien su feria

Rutinas y quimeras Por: Clara García Sáenz Desde hace muchos años que no me emociono cuando llega la Feria a Ciudad Victoria, de...

Cuatro victorenses para cultura

Rutinas y quimeras Clara García Sáenz Cuatro victorenses para cultura Hace algunas semanas escribí un texto sobre cuatro mujeres reynosenses...

La calidez jimenence

Rutinas y quimeras Por: Clara García Sáenz Cuando llegamos, aquello estaba lleno de gente, yo creía que por ser a las doce del...

Las bellas cualidades que la adornan

Rutinas y quimeras Clara García Sáenz Las bellas cualidades que la adornan Ciudad Victoria se fundó en 1750 con el...

La ciudad en ruinas

Rutinas y quimeras Clara García Sáenz Nunca he odiando a nadie, pero en las últimas semanas he visto como crece sano y fuerte...

Aunque no se haya ido, terminó

Rutinas y quimeras Por: Clara García Sáenz Cuando inició la pandemia en marzo del 2020 en México, mi madre que había atestiguado tantas...

Un lugar donde las piedras hablan

Rutinas y quimeras Por: Clara García Sáenz Después de acomodarnos en varios vehículos partimos rumbo a San Nicolás; los compañeros del grupo multidisciplinario...

Póker de reinas para Cultura

Rutinas y quimeras Clara García Sáenz Desde hace ya varios sexenios se viene discutiendo la posibilidad de que finalmente en Tamaulipas se pueda...

Silvio, el comunista

Por: Clara García Sáenz Todavía en la década de los noventa, después de la caía del muro de Berlín, Silvio Rodríguez era la imagen de “la...

Dice que será Secretario

Rutinas y quimeras Por: Clara García Sáenz Lo conocí antes de que yo cumpliera los 20, él era entonces un médico recién llegado...