Mancha y Monserrat

  • Que irían por Portilla

Por Iván Calderón

Como Bonnie y Clyde, Karime y Javier o como la Chimoltrufia con el Botija, existe una pareja veracruzana que más que por sus logros políticos, ha saltado a la fama por diversas acusaciones en su contra, ya sea por la adjudicación directa en obra pública, dudosos contratos o hasta el desvío de recursos públicos en detrimento de la entidad.

Nos referimos al frustrado ex presidente estatal del PAN José de Jesús Mancha Alarcón y a su par, la diputada local Monserrat Ortega Ruiz, quienes una vez más se encuentran involucrados en diversos escándalos por presuntas irregularidades en contratos de obra, asignados a constructoras relacionadas directamente con la integrante del bancada del Acción Nacional en el Congreso Local.

Fueron autoridades de la Secretaría de Educación de Veracruz, los que de nueva cuenta señalaron ante la Fiscalía Especializada Anticorrupción las presuntas irregularidades en el Gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares y donde nuevamente destacan estos recién millonarios del estado, posicionándose como los constructores preferidos de la anterior administración, gozando en su momento de la plenitud del pinche poder.

Fue el portal veracruzano E-Consulta el que documentó en el 2018, que el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares, otorgó contratos a por lo menos cinco empresas en las que figuran como prestanombres, la esposa y hasta la madre del ex líder del PAN por una suma superior a los 70 millones de pesos, y después de destaparse la cloaca putrefacta en el panismo de Veracruz, todo fue cayendo en cascada.

Incluso, existen otras denuncias contra esta tristemente célebre pareja ante la Fiscalía General del Estado formuladas por el ORFIS, otra por la Secretaría de Finanzas y una más por la Contraloría General del Estado.

Vaya matrimonio que de una vida modesta pasaron a ser importantísimos empresarios en la era del Yunismo, y ahora quién sabe cómo libraran estos fuertes señalamientos de corrupción, pues al parecer en tiempos de la 4T tampoco habrá “ni perdón, ni olvido”.

Caray, y con tantos asuntos legales encima ¿aún le quedan ánimos a doña Montserrat de politizar temas y hacer grillas internas en la legislatura?

Vaya caso.

POR CIERTO, de comprobarse que la Cuenta Pública 2018 fue manipulada y maquillada a favor de varios municipios, se le podría fincar responsabilidad penal al ex titular del Órgano de Fiscalización (ORFIS), Lorenzo Antonio Portilla.

Esto lo advirtió la diputada Nora Jessica Lagunes, quien destacó que los integrantes de la legislatura estarían exigiendo que demuestre o aclare sus determinaciones o si existió un descarado “maquillaje”.

Lo anterior se desprende luego de las declaraciones del titular de la Junta de Coordinación Política Juan Javier Gómez Cazarín en el sentido de que la mayoría del Congreso no aprobaría la Cuenta del 2018, haciendo un exhorto a las demás bancadas de reflexionar su voto.

Así que el ex titular del ORFIS tampoco podrá dormir para nada tranquilo.

Ya veremos qué es lo que pasa.

@IvanKalderon

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here