Rumbo a las nuevas reformas constitucionales

Por redaccion Ago 27, 2021

Loading

Por: José Efraín caballero Sevilla

Se han llegado a concretar actualmente una serie de cambios en el gabinete presidencial, de manera natural conforme al transcurrir de la segunda parte del gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Los ajustes corresponden de manera estratégica, en virtud de los logros que se han dado en el gobierno de la 4T, pero de igual forma están pendientes los objetivos que no se han llegado a realizar.

Sobresale la reciente desincorporación en la Secretaría de Gobernación de Olga Sánchez Cordero, ocupando nuevamente su escaño en el senado, con la firme encomienda de ser operador político y obtener los votos necesarios hacia las nuevas reformas constitucionales, que habrán de presentarse en los meses consecuentes.

La bancada de Morena eligió a la Senadora Cordero este viernes, como candidata para presidir la Mesa Directiva del Senado a partir de este primero de septiembre.

En sus primeras declaraciones, ha manifestado que se deben de aprobar leyes secundarias y reformas constitucionales para lograr consolidar la Cuarta Transformación en el país.

El carácter conciliador e incluyente que estuvo mostrando la Senadora Cordero en la Secretaría de Gobernación, se presta para que se pondere como una eficiente interlocutora con las fuerzas opositoras, y logre sacar los acuerdos para obtener en su momento, las dos terceras partes que se requieren para ser aprobadas por el pleno.

Entre estas reformas que son de gran calado, se encuentra la reforma electoral con la que se pretende fenecer al Instituto Nacional Electoral, e incorporar un nuevo instituto que dependa de la Secretaría de Gobernación.

Las razones para dar pie a una nueva autoridad electoral, se argumenta es por su excesivo presupuesto anual multimillonario, y no solo por el financiamiento de las elecciones, si no por su gasto corriente donde los funcionarios siguen ganando un sueldo muy por encima de lo que se le remunera al Presidente de la República.

Contrario a la política de austeridad republicana, además de diversos enfrentamientos que se han dado entre la autoridad electoral y el gobierno federal, donde el INE ha sido apercibido en múltiples ocasiones por el Tribunal Electoral, al hacer mal uso de sus funciones que no son atribuibles, se concluye desde la 4T la máxima popular que “es mejor cortar por lo sano” y otorgarle mayor certeza a las elecciones, mediante la creación de un nuevo instituto electoral.

En esa línea, buscarán concretar igualmente  la reforma eléctrica, con la que se le dará mayor fortaleza a la Comisión Federal de Electricidad, y la reforma de seguridad pública para que la Guardia Nacional se incorpore a la Secretaría de la Defensa Nacional.

Esto en los próximos meses que se estará llevando a cabo la Sexagésima Quinta Legislatura, donde Olga Sánchez Cordero será sin duda un actor político, quizás la más importante. Lo notable es que el Senador Ricardo Monreal ya no tendrá gran influencia en las negociaciones y la toma de acuerdos, por lo que su grupo político aparentemente queda disminuido rumbo al 2024.

Querido lector, le deseo un excelente fin de semana.

Contacto: factorentredos@hotmail.com

Related Post